un personaje excepcional

Es difícil darse cuenta leyendo los diarios, pero en la Argentina hay muy pocos actores (individuales o institucionales) con mirada nacional. El punto es que la supervivencia política o el negocio de dichos actores no depende de lo que pase en el país, sino en un ámbito geográfico mucho más limitado. Los gobernadores sólo se preocupan por ser reelectos en sus distritos. Cualquiera que haya tratado de contactar a los legisladores nacionales no puede dejar de notar que éstos pasan mucho más tiempo en sus provincias que en Buenos Aires. Los viejos partidos políticos son confederaciones de partidos provinciales. Los nuevos partidos políticos pretenden ser nacionales pero rara vez llegan mucho más allá de Buenos Aires, Rosario y Córdoba. Lo mismo cabe decir de la gran mayoría de los grandes gremios. Y los grandes diarios pretenden tener una influencia nacional, pero su tirada está desproporcionadamente concentrada en Capital y el Gran Buenos Aires (hasta no hace mucho, Clarín y La Nación rara vez llegaban a las ciudades del interior antes de las 10 u 11 de la mañana; sólo Ámbito, que se imprime en varias partes del interior, se conseguía temprano).

Sólo 3 actores políticos escapan a esa caracterización: la Presidenta, Moyano, y un ex presidente de Boca Juniors que, vueltas de la vida, terminó recalando en la Jefatura de Gobierno de la CABA. Es fácil darse cuenta que Moyano representa lo más rancio del viejo sindicalismo peronista, pero no hay que perder de vista que el poder de Moyano radica no en haber resucitado a la CGT, sino en haber reinventado el gremio de Camioneros. Después de las privatizaciones de los 90, prácticamente todo el transporte de cargas del país se hace mediante camiones, lo que significa que Moyano maneja un gremio de alcance nacional que puede paralizar y/o desabastecer el país. Al lado de eso, la jefatura de la CGT es un dato meramente anecdótico. Lo que implica, en suma, que Moyano está negociando para después golpear, y que ningún gobierno presente o futuro va a ser capaz de enfrentarlo en serio si primero no logra desarticular su capacidad de chantaje, sea promoviendo medios de transporte alternativos (difícil, Morano tiene un lugar en el directorio del Belgrano Cargas) o dividiendo verticalmente al gremio de Camioneros.

Anuncios
Entrada siguiente
Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: